Ser un Diseñador Freelance y Emprender

diseñadora_freelance

Compartir esta publicación

Ser Diseñadora Gráfica Freelance y Emprender, no ha sido nada fácil.

Por el contrario, he recorrido un largo camino para poder llegar donde estoy ahora. Casi por el 2016 me enfoqué en el rubro textil y de la moda, lo sé, nada que ver con lo que hago hoy en día pero en la vida todo tiene un por qué.

Trabajé durante 3 años en Agencias de Publicidad como Diseñadora Gráfica desde practicante (obviamente pagué mi derecho de piso) hasta Art Director, a pesar que hacía lo que me gustaba no me sentía completa, y es que me faltaba libertad. Conmigo no funcionan los horarios de oficina 6 veces por semana ni veo la necesidad de ponerme un traje para ir a trabajar, con lo rico que es trabajar en pijama y desayunar en el escritorio… creo firmemente que la vida es ahora y el tiempo es cada vez mas corto como para desperdiciarlo.

Volviendo al tema de mi negocio de moda, renuncié a mi trabajo de ese entonces, para aventarme a la piscina y emprender, lo gracioso fue que actué por impulso y no por conocimiento, solo tenía 22 años, muchas ideas y hartas ganas de comerme el mundo, tenía poquísimo dinero (casi nada la verdad) pero aún así aposté en la ruleta del emprendimiento. ¿Y qué creen? Gané.

Me enfoqué tanto en tener una marca que destaque entre todas, que comunique su esencia y su promesa de valor siempre, soy diseñadora y obviamente cuidé cada detalle visual de mi pequeño negocio, su identidad de marca, el packaging, el look & feel en Redes Sociales todo guardaba coherencia y lo mejor es que recibía excelentes comentarios eso me hacía saber que lo que estaba haciendo iba bien.

Mi marca estuvo en una pasarela en menos de 2 meses de haber sido lanzada, trabajaba con influencers TOP del momento, mi ropa se fue hasta Dubai (hasta ahora no entiendo como). Finalmente logré tener la marca reconocida que tanto quería, lo logré con poco dinero, Branding, Estrategias de Marca y mucha perseverancia.

Pero, como toda historia no todo es color de rosa, así como gané también perdí, emprender es sinónimo de felicidad, emoción, tristeza, incertidumbre, y toda una mezcla de emociones.

He sido clara, soy Diseñadora Gráfica, creativa y todos sus sinónimos, pero esa parte contraria tan importante como la Administrativa y Contable son clave para un negocio exitoso. Entonces son obvias las razones de mi pérdida, desde el 2016 hasta hoy todo ha cambiado, mi negocio de ropa está en stand by no digo que no existe porque doy fe que en algún momento pueda retomarlo, pero me hace tan feliz saber que gracias a él pude aprender, gracias a esa hermosa experiencia pude descubrir las cosas que más me apasionan, EMPRENDER y CREAR MARCAS pero sobre todo CREAR MARCAS QUE MARQUEN DIFERENCIA.

Mis errores nunca me frenaron, al contrario seguí cometiendo más, no es pecado actuar por impulso, muchas veces pasó por mi cabeza buscar un trabajo a tiempo completo pero sentía que hacer eso era retroceder con todo lo que ya había aprendido.

QUIERO INVITARTE A QUE HAGAS LO QUE MÁS TE APASIONA, EL MUNDO NECESITA MÁS PERSONAS QUE AMEN LO QUE HACEN.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *